Latino América Mis viajes Reflexiones Viajando en pareja

Hoy es todo lo que hay…

DSC_1133

Y seguimos avanzando, con los ojos bien abiertos, los sueños despiertos y el tambor interno de par en par. Las agujas de esta brújula inquieta tienen clara su meta: Nuestro norte es el sur. Seguimos saboreando este Chile que huele a chimenea y sabe a pan amasado y sonrisas sureñas desinteresadas.

Con el pasar de los días se van alivianando esas anclas que antes eran las excusas perfectas que justificaban el incumplimiento de esa vida soñada que hoy con desfachatez y coraje nos atrevemos a experimentar.

Cada bache nos recuerda que la vida es más interesante cuando aceptas el camino tal como viene y superas cada obstáculo que se presenta. Porque esa es la única forma de aprender, porque cada dificultad nos brinda la posibilidad de descubrir lo intangible, nos abre ventanas a otros mundos: El de las personas. Que por alguna extraña y mágica razón se cruzan en tu camino para darte su apoyo, una mano que te devuelve la fe en la humanidad y nos confirma una vez más, que la sonrisa abre puertas y derriba muros. Que la bondad y los colores predominan por sobre los grises que los medios y miedos tiñen nuestra percepción del mundo.

CSC_0104

Cada día te enseña a valorar aquello que en casa dábamos por sentado. La lentitud de las rutas difíciles saca a flote la tolerancia y paciencia, y de a poco va soltando las piezas de tu casa móvil. La falta de espacio te presenta el verdadero trabajo en equipo…y descubrir que somos una gran dupla. La escasez de agua de llave y abundancia de agua de vertientes nos obliga a apreciar aquello que en la cotidianidad no parecía tan fundamental. Porque sin prisa la vida se transita a conciencia. A la velocidad del paisaje se degusta cada kilómetro sin la ansiedad que late en las almas golosas de mundo. Hace 7 semanas abandonamos los miedos y prejuicios que algún día otros, sin quererlo, plantaron en mí. Aprendí a bloquear mis oídos de influencias y filosofías ajenas que nunca combinaron con mi esencia; y empecé a hacerle caso a esa voz interna que hoy me susurra “van por buen camino…no paren”.

CSC_0113Los coloridos palafitos de Castro en Chiloé.

DSC_0312Una de las tantas casas que quedó bajo las cenizas tras el desastre volcánico del 2008.

DSC_0431Parque Pumalín

La mágica isla de Chiloé ya fue transitada de norte a sur. Nos sumergimos en esa ciudad que algún día renació de las cenizas: Chaitén. Se nos cayó el tubo de escape rumbo al parque pumalín y la famosa caleta Gonzalo nos acogió con lluvias que parecían baldazos de agua caídos del cielo. En Futaleufú despedimos la hermosa región de los lagos y ahora nos da la bienvenida la alucinante región de Aysén, con sus ríos color esmeralda, sus montañas filosas que coronan glaciares y escupen cascadas, coigües que se alzan hasta el cielo, aves que contagian con su canto risueño, y las persistentes lluvias que nos recuerdan qué tan al sur estamos.

DSC_1164

Hoy, el rumor de las hojas de estos árboles que danzan con el viento patagónico, nos despeinan la sonrisa, y nos sacuden las inciertas certezas, las preguntas sin respuestas y la incertidumbre de un mañana que no importa tanto…porque hoy, es todo lo que hay.

Quizás también te interese leer esto:

Comentarios

4 Comentarios

  • Reply
    Daniel
    8 marzo, 2017 at 11:31 pm

    Bello!!!
    Qué linda aventura!
    Disfruten a concho!!!!

  • Reply
    Daniela Palacio
    9 marzo, 2017 at 9:47 am

    Me encanta Pame, eres una inspiradora total :)

    • Reply
      brujulaviajera
      2 abril, 2017 at 10:21 am

      Linda Dani…que emoción tu comentario!! Besos!!!

  • Reply
    Rosemary Pereira M.
    12 marzo, 2017 at 10:09 am

    Totalmente de acuerdo,la gente del s
    Sur e sin maquillaje,sincera ,desiteresada,lo hevivido cuando con mi esposo,cerramos los ojos y nos vamos a Pucon, d o nde tenemos un lugar para llegar.
    Lugares de ensoñacion, mágicos,,puros.
    Que feliz me hace ,q seas tú mi princesa morena, q lo puedas disfrutar a concho con tu Amore, y tu perro.

  • Comentar